• Juan Carlos Bondi

Una escapada a la ciudad de la furia

Así fue como la nombró Soda Stereo en una de sus canciones más emblemáticas: la ciudad de la furia. Es que Buenos Aires es movimiento, ruido y luces; pero también es historia, es tango, es entretenimiento y gastronomía. Hay tanto para ver y hacer en Buenos Aires que no sabemos por dónde empezar. Así que hoy te recomendamos los lugares que no te podés perder en tu primer viaje a esta ciudad.


Montserrat y San Nicolás


Estos barrios conforman el casco histórico de la ciudad y son hoy parte del micro centro porteño. Allí se encuentra la plaza pública más importante y antigua de la ciudad: la Plaza de Mayo. En los alrededores de la plaza se ubican varios edificios históricos y gubernamentales como la Casa Rosada, hoy en día sede del gobierno, el Cabildo, la Catedral Metropolitana, la Iglesia de San Francisco, entre otros.


En estos barrios se encuentran varias de las grandes avenidas de Buenos Aires. La 9 de Julio, arteria principal de la ciudad y en donde se encuentran el Obelisco, símbolo de la ciudad, y el Teatro Colón, uno de los teatros más lindos del mundo en donde podés realizar una visita guiada o asistir a una de sus funciones.


Luego está la Avenida Corrientes, llena de teatros y restaurantes. No dejes de comerte una exquisita pizza porteña en algunas de las pizzerías emblemáticas como Guerrín o Banchero.

Por último, la Avenida de Mayo, con increíbles edificios como el Palacio Barolo y en donde se encuentra el café más antiguo de la ciudad: el Café Tortoni.

¡No dejes de tomarte un rico café con churros!


La Boca y San Telmo


Son dos de los barrios más antiguos y turísticos de Buenos Aires. Hay una gran cantidad de iglesias, museos, mercados y restaurantes que te van a encantar.

Te recomendamos visitarlos durante el domingo, ya que en la calle Defensa, una de las más emblemáticas del barrio de San Telmo, se instala una de las ferias más grandes de latinoamérica, en donde se venden artesanías y antigüedades.


En la Plaza Dorrego, suelen juntarse bailarines de tango a toda hora del día.

Muy cerca de San Telmo se encuentra La Boca, un barrio colorido, pintoresco y lleno de vida. Por su puerto llegaron muchísimos inmigrantes, especialmente genoveses. La principal atracción en este barrio es la calle peatonal Caminito, un gran lugar para sacarte fotos con todas las casas de colores, los bares y las tiendas.





Este lugar, con sus conventillos y la gente bailando tango en las calles, es el corazón de la cultura porteña. Además, se encuentra el mítico estadio “La Bombonera”, sede del equipo más popular de Argentina, Boca Juniors. Para quienes disfrutan del arte, tienen la opción de visitar la Fundación Proa y el Museo Quinquela Martín.


Ojo que si tenés suerte tal vez podes encontrarte con el mismísimo “Diego Maradona”


Recoleta


Es uno de los barrios más elegantes de la ciudad. Recorrer sus calles es un muy lindo paseo, ya que se encuentran los palacios y residencias de las familias aristocráticas argentinas que antiguamente se instalaron aquí. Una de las calles más lujosas y reconocidas es la Avenida Alvear. Recoleta tiene una increíble arquitectura, lindisimos parques y edificios, incluso sus calles se asemejan a las de París.


El barrio cuenta con importantes espacios culturales como el Centro Cultural Recoleta, la Biblioteca Nacional y el Museo Nacional de Bellas Artes, con obras de importantísimos artistas como Monet, Goya, Toulouse-Lautrec, Gauguin, entre otros.



Los fines de semana hay una feria en Plaza Francia con lindísimas artesanías y que vale la pena recorrer. A pocos metros se encuentran la Basílica de Nuestra Señora del Pilar y, al lado, uno de los puntos de mayor interés del barrio: el Cementerio de la Recoleta. La arquitectura de este cementerio es única y las tumbas y mausoleos se encuentran increíblemente ornamentados. Allí se encuentran las bóvedas de muchos de los personajes más famosos del país como Eva Perón, Facundo Quiroga y Adolfo Bioy Casares. La entrada es gratuita.


Palermo


Es un barrio principalmente residencial y el más extenso de la ciudad. Se encuentra dividido en varios sectores. Nosotros te recomendamos que visites principalmente Palermo Chico, zona que se destaca por sus elegantes viviendas y sus amplias avenidas llenas de árboles como la Avenida Libertador o la Avenida Figueroa Alcorta.


Es uno de los barrios más verdes ya que cuenta con varios parques, como los Bosques de Palermo, el Rosedal, el Jardín Botánico y el Jardín Japonés. Los fines de semana siempre hay gente disfrutando del aire libre, andando en bici o en patines o paseando en barquitos por los lagos.


También se encuentran el Museo de Arte Decorativo, un antiguo palacio traído piedra por piedra desde París, y el MALBA (Museo de Arte Latinoamericano), un edificio muy moderno y uno de los museos con la mejor colección del país con obras de artistas como Xul Solar, Pettoruti, Berni y Frida Kalho.


Por otro lado está Palermo Soho, una zona llena de cafés, restaurantes y casas de diseño. Es también el lugar ideal para salir de noche, con numerosos bares que, la mayoría de veces, terminan en fiestas.


¿Qué esperás para perderte en la ciudad de la furia?

© 2019  FLYBONDI - LA LIBERTAD DE VOLAR