top of page
  • Juan Carlos Bondi

¿Qué hacer en El Calafate? Descubrí las mejores atracciones de la ciudad

Cuna de uno de los glaciares más impresionantes del mundo, El Calafate se posiciona como el destino turístico por excelencia en el sur argentino. La ciudad tiene más de veinte mil habitantes, lo cual no la hace precisamente una ciudad grande, pero sí repleta de atracciones para llenarse los sentidos.

Qué hacer en El Calafate

¿Qué visitar en El Calafate?


El Calafate es un sitio conocido por sus paisajes naturales. Su territorio está colmado de plazas, parques y museos para conocer más aún sobre el lugar.


Al ser un punto turístico tan concurrido, la ciudad posee, además, guías y mucha información para que ningún turista se pierda de nada, incluyendo varias opciones para excursionar a través de sus zonas más llamativas.


Descubrí 5 actividades imperdibles en El Calafate


Si tenés intenciones de vacacionar y te estás preguntando qué hacer en El Calafate, esta es la oportunidad ideal para que aproveches todas las actividades que la ciudad tiene preparada para vos.

  1. Paseos en vehículos 4x4: si buscabas algunas dosis de adrenalina, la ciudad ofrece esta opción irresistible. Mediante estos paseos se atraviesan distintas vías para llevarte a los lugares desde donde podés tener un avistaje panorámico del lugar.

  2. Trekking en el cerro: esta es una buena alternativa si querés ejercitarte y conectar con la naturaleza. El camino te lleva a ser testigo de las extrañas y únicas formaciones geológicas de la zona, erosiones y marcas dibujadas en las piedras por factores naturales a lo largo del tiempo.

  3. Excursiones con guía: como si fuera poco, hay una gran oferta de excursiones que consisten en recorrer caminando la ciudad para conocer su historia en mayor profundidad.

  4. Paseos en kayak: para entrar en contacto con el agua, está la posibilidad de andar en kayak a través de distintos puntos y en diferentes horarios del día: muchos turistas eligen la opción de ver el atardecer desde la embarcación. Incluso, es posible ir en kayak hasta el glaciar Perito Moreno.

  5. Degustación de vinos patagónicos: esta es una actividad ideal para los meses de verano. Se trata de un recorrido a pie en el que, además de probar los sabores de las vides del sur, vas a conocer de primera mano los orígenes de la ciudad.


4 lugares imperdibles para visitar en El Calafate


Una vez que te hayas lanzado a la aventura con las actividades que la ciudad ofrece, podés disfrutar de los muchos lugares que hay para visitar. El Calafate es un lugar rico en paisajes e historia, por lo que vamos a enumerar algunos de los sitios que no te podés perder en tu visita a la ciudad.

1. Lago Argentino


Se podría decir que es uno de los principales. En la ciudad, podés verlo desde Bahía Redonda, y a solo unos metros tenés el Mirador, un espacio donde sentarse a tomar unos mates y avistar el contraste entre el cielo y el lago. Y si te gusta moverte, siempre existe la opción de realizar una caminata por el Paseo Costanera, que bordea el Lago y permite atravesar la ciudad entera, conociendo la flora y la fauna autóctonas.

2. Reserva Ecológica Laguna Nimez


Está ubicada a solo un kilómetro de la ciudad, por lo que su acceso es muy simple. Cuidada con mucho esmero por ordenanza municipal para preservar la fauna del lugar, la Reserva es conocida por resguardar más de ochenta tipos de aves nativas de la zona: cisnes, teros y flamencos son solo algunas de las aves que podés ver. Su recorrido completo tiene una duración aproximada de una hora y media.

3. Centro de Interpretación Histórica


Una vez que hayas terminado de pasear por la ciudad o de realizar algún paseo guiado, podés visitar el Centro de Interpretación Histórica, uno de los museos que forman parte de la oferta turística de El Calafate. En él se encuentra el circuito que narra la historia argentina desde las épocas mesozoicas, con documentales y restos arqueológicos.

4. Glaciarium


Si te quedaste con ganas de más museos, entonces tenés que ir a Glaciarium. La Patagonia argentina es conocida por su clima, y sin dudas, por las gigantes formaciones de hielo que la circundan. Este museo detalla la historia detrás de los glaciares y cómo el impacto ambiental puede afectar su existencia.


¿Qué hacer de noche en El Calafate?


Después de un día lleno de adrenalina, historia y contacto con la naturaleza, llega la hora de relajarse con familia o amigos. El Calafate provee a sus visitantes de distintas opciones para cuando llega la noche: centros culturales, teatros y, claro está, bares y restaurantes para cenar.


Si estás en busca de actividades culturales, podés visitar los siguientes lugares:

  • Centro Cultural Municipal: es donde podés disfrutar de variados espectáculos, siendo el lugar en el que, muchas veces, se convoca a artistas de distintas partes del país.

  • Sala Libélula: se trata de un teatro al que tenés que ir si estás en busca de calma y una buena obra. Te recomendamos que chequees la cartelera para encontrar una función que sea de tu gusto.

Para finalizar la jornada con una buena comida, te recomendamos:

  • Kau Kaleshen: además de brindar servicios de hostería, cuenta con una sala de té y un restaurante con todo tipo de delicias gastronómicas.

  • Le Volpi Bistró: este restaurante de categoría es atendido por su propio dueño. Se sirven todo tipo de delicias regionales, además de platos de origen europeo.

  • Pura Vida: es un acogedor restaurante con estilo ecléctico en el que se sirven variados y abundantes platos. Desde sus ventanas es posible ver el cerro y las mesetas.

¿Cómo es el clima en El Calafate?


Este es un punto a tener en cuenta si estás planificando un viaje a la Patagonia.

Al ubicarse cerca de glaciares y del Polo Sur, El Calafate tiene un clima frío y bastante seco. El invierno (desde julio a septiembre, aproximadamente) tiene pocas horas de luz y temperaturas bajo cero, por lo que el verano suele ser la época del año en la que se reciben más turistas.


Las temperaturas no son extremadamente cálidas, alcanzando unos 25-28 °C, como máximo. Si te gustan la nieve y el frío, entonces la respuesta es muy sencilla. Pero, si lo que buscás es disfrutar de agradables temperaturas sin perderte del encanto de sus alrededores, la primavera o el verano son la opción ideal.


¿Cómo llegar a El Calafate?


La mejor manera de llegar a la ciudad es por vía aérea, ya que es un punto que suele quedar bastante alejado de las zonas más céntricas del país. En avión, la duración del viaje se reduce de forma significativa, lo cual te va a dar más tiempo para acomodarte y disfrutar de tu estancia.


Si todavía no sacaste tu pasaje, podés hacerlo con nosotros. ¡El Calafate te está esperando!


bottom of page